La conocí en una fiesta y al otro día llegó a casa pidiendo pijas.

Descripción Compartir

Te juro que casi me caigo de culo cuando abrí la puerta. La piba es amiga de una vecina por eso sabía a donde vivía. Yo la había conocido en la noche anterior en una fiesta y por lo visto le gusté. Pero por alguna razón llegó re caliente  a casa con ganas de coger fuerte y duro. Y yo como soy un culiado de mierda, la hice pasar y le di la cagada de su vida. Ni a la cama llegamos que ya le estaba dando de parado. Creo que nunca en su vida se espero que le dieran verga tan pero tan duro. Te va a encantar verla de perrito mientras le bombeo con todo. Como si fuera poco sus tetitas se mueven para todos lados. Una locura. 

Categorias: Amateur , Jovencitas , Pendejas , Peteras , Poringa
La conocí en una fiesta y al otro día llegó a casa pidiendo pijas.
19 min
Videos porno relacionados
Categorias Ver todas